Un poco más de tres meses después de la “caravana humanitaria” con la que la oposición a Nicolás Maduro quiso hacer llegar cientos de toneladas de donaciones estadounidenses a Venezuela, el gobierno de Colombia decidió que esa ayuda será repartida en su territorio.Los alimentos, medicinas, accesorios de aseo y otros productos que estaban almacenados desde febrero en la ciudad fronteriza de Cúcuta (norte) serán repartidos entre migrantes venezolanos y poblaciones colombianas en condición de necesidad.

Así lo anunció la Unidad Nacional de Gestión de Riesgos y Desastres (UNGRD) en un comunicado este jueves por la tarde.

La UNGRD añade que fueron identificados lugares con necesidades críticas de alimentos y nutrición donde se repartirá la ayuda.

Mientras tanto, las medicinas serán reubicadas en diferentes puntos de la región por la agencia estadounidense de cooperación USAID.

Tres meses

El centro de acopio de Cúcuta fue inaugurado a principios de febrero, promovido por los gobiernos de Colombia y Estados Unidos, con la participación de activistas opositores venezolanos.

La “caravana humanitaria” fue apoyada por una coalición de países que desconocieron al gobierno de Nicolás Maduro y llegaron a reconocer a la máxima autoridad de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, como “presidente encargado” de ese país.

El 23 de febrero, con decenas de miles de venezolanos opositores en los pasos fronterizos desde Cúcuta a Venezuela, fracasó el intento de que los camiones cargados con las donaciones crucen el límite territorial.

La Policía Nacional Bolivariana y la Guardia Nacional impidieron el paso de los vehículos.

Desde entonces la ayuda llegada desde Estados Unidos y otros países permaneció en el centro de acopio ubicado frente a uno de los puentes, a muy pocos metros de territorio venezolano.

Fuente: BBC Mundo

Te gusto? compártelo

Deja una Respuesta